Turistas perdidos en el mar: cómo actuar en un naufragio

Si has salido a navegar y el paseo se transforma en un naufragio, hay algunas reglas que deberías atender, para asegurar tu supervivencia y reducir los riesgos en un medio tan especial.

Si la embarcación se ha hundido o si caíste de la misma:

  1. Si caíste de la nave en movimiento, aléjate lo suficiente para ser visto y no ser llevado hacia las hélices.

  2. No entres en pánico, si no tienes chaleco salvavidas, recuerda que el cuerpo flota naturalmente en agua salada, debes mantener los pulmones con aire y liberarlo suavemente, ellos serán tus bolsas de aire.

  3. Si tienes chaleco, no intentes nadar con rapidez (te enfrías un 35% más rápidamente nadando que si permaneces quieto), a menos que la costa se encuentre cerca, lo  mejor es mantenerte a flote, para ello, recoges tus piernas hacia el pecho, las tomas con las manos y te mantienes relajado, conservando el calor en tus órganos principales.

 Si te encuentras en una balsa de supervivencia:

  1. La balsa debería contar con latas de agua potable, alimentos de emergencia  (chocolate, leche en tableta, dulces, galletas, etc), pastillas de glucosa, vitamina C, además de brújula, pistola de señales, latas de humo y desalinizador de agua.

  2. Es fundamental aprovechar los recursos, el primer día no es necesario beber agua ni comer, ya que el cuerpo está normalmente nutrido.

  3. Se puede sobrevivir perfectamente con 240 ml de agua diarios, divididos en tres tomas: mañana, mediodía y atardecer.

  4. Se puede consumir el plancton que se adhiere a la balsa, una cucharada del mismo por día, mantendrá un nivel mínimo de nutrición.

  5. Comer pescados crudos, absorbiendo antes los fluidos, succionando intensamente por un orificio en el lomo.

  6. Solo se consumirán los alimentos y agua de emergencia si no se pudiera conseguir alimentos del medio.

  7. Si se cuenta con un radio, y hemos dado señal de emergencia, debemos permanecer en el sitio del naufragio, además podríamos encontrar elementos útiles flotando en la zona.

Si la balsa no contiene estos artículos, entonces deberás seguir un plan estratégico de supervivencia, no te preocupes, Bombard demostró que se puede sobrevivir 65 días, en una balsa sin agua ni alimentos, gracias a un conjunto de factores:

  1. Puedes beber agua del mar, en pequeños sorbos, diluyéndolos en la boca con tu saliva. El agua de mar te aportará nutrientes elementales para el funcionamiento de tus células. Nuestro medio líquido interno, el plasma y los fluidos, tienen la misma composición que el agua de mar, solo que rebajada a la cuarta parte. Una buena idea es recolectar el agua de lluvia y agregar una parte de agua marina por cada 3 de agua dulce. Recuerda no beber agua de mar en cantidad, porque te deshidratarás mucho más rápido. En poca cantidad, nutre, en mucha cantidad, mata.

  2. Puedes y deberías beber tu orina, evitando perder cualquier tipo de líquido, además aporta minerales, y eleva tu sistema inmunológico, es como ingerir un suero fabricado por tu cuerpo.

  3. Si mojas con transpiración tu ropa, bebe de ella, exprimiéndola.

  4. Puedes hacer una pequeña red con una prenda y colocarla al costado de la balsa, tanto si entra un pez, como algas o plancton, tendrás alimento fresco al cabo de unas horas.

El elemento más importante que debes controlar, es tu propia mente, como explicó Bombard, luego se su increíble experimento, tu mente puede convencerte de que estás perdido y no permitir que veas la increíble variedad de recursos que el mar te ofrece. El mar es agua viva, no posee contaminación debido al alto contenido de minerales, en su seno la vida se te ofrece sin límites.

Es crucial mantener el control sobre tus pensamientos y tu estado de ánimo, alguien te estará buscando, y mientras tanto, utiliza tus energías para procurar soluciones y preservar tu cuerpo. El estrés te dará más sed, la transpiración y el llanto son pérdida de fluidos, la desesperación es pérdida de coherencia. Protege estos recursos, manteniendo una mente calma y positiva.

[fbcomments]