Taiwán, sensaciones llenas de magia y cultura

Califique este artículo

Elegido como una de los diez principales lugares a visitar durante el año 2012, Taiwán ha utilizado todas sus armas desplazándolas en territorios asiáticos como Hong Kong y China para atraer grandes cantidades de turistas y despertar el deseo por conocer sus bellos paisajes.

Gracias a la última década este país se ha desarrollado abarcando todo atractivo que se encuentra en sus tierras hasta acaparar la atención completa y gobernar el corazón de todos con la magia que se esconde en su cultura.

Grandes campañas se llevaron adelante por el gobierno taiwanés durante años en países vecinos de gran importancia mundial para realizar tour combinados de visitas de hasta 5 días en estas bellas playas para atraer a extranjeros de todo el mundo.

La mejor forma de comenzar su viaje es visitando y dedicando unos cuantos días en “Taipéi”, Capital de Taiwán y dueña de la magnífica y tan admirada torre “Taipéi 101”, símbolo económico por excelencia el cual incluso fue durante años la Torre más alta a nivel mundial.

La misma cuenta con una bella azotea que ofrece la mejor vista, la más completa de toda la ciudad a casi 500 metros de altura. Los amantes de la historia y la cultura tendrán en cada barrio cientos de museo de lo más modernos y en su contraste ofrece la mejor vida nocturna con bares y pubs mostrando porque Taipéi es una de las ciudades más vibrantes del conteniente asiático.

Densos bosques bordeados con montañas podrán apreciarse a tan solo unos kilómetros de la ciudad, lo cual la hace ideal para realizar excursiones de trekking o mountain bike hasta la imponente cordillera que divide la isla la cual es utilizada por muchos escaladores gracias a sus formaciones rocosas.

Uno de sus grandes atractivos es el Parque Nacional Taroko al cual acuden miles de turistas cada año y es famoso por sus inmensas paredes decoradas en mármol y el extenso Rio Liwu que puede observarse desde el cielo cayendo en cascada por la hermosa garganta de Taroko.

La Costa Nordeste esconde las playas más bellas jamás vistas con arenas blancas y espacios de recreación para todo el público. Una de las favoritas es Fulung, aunque el Parque de Yenliao no puede quedarse atrás ofreciendo impresionantes arrecifes y extensos arrozales que lo dejaran anonadado.

La Costa en si incluye una gran variedad de Parques, desde Lungmen con increíbles caminos y la caída del Rio Shuanghsi hasta Toucheng y Chiaohsi rodeadas de montañas que lo invitaran a perderse en sus caminatas y encontrarse con la tribu Atayal y vivir sus tradiciones.

Aquellos que deseen conocer sus monasterios y templos deberán dirigirse a la Montaña de la Cabeza de León a unos kilómetros de Taipéi. La combinación entre cultura y naturales es exquisita, la armonía y el equilibrio espiritual pueden sentirse en cada espacio de este lugar mágico.

Es una reliquia Budista y por tal debe ser visitada con sumo respeto, tendrán la posibilidad de visitar Tumbas que se adentran en la Montaña rodeadas de una densa vegetación. La mayor satisfacción la tendrá al subir a la tan aclamada Cabeza de León desde donde verán la Luna como jamás antes la ha visto y en su regresar imponentes estatuas en oro lo acompañaran hasta llegar a la Cola del León donde su recorrido habrá finalizado dejando atrás un bello camino de bambús.

Una visita obligada es el Templo de Tsu Shih en donde puede dar por finalizado su viaje. Una gran exposición realizada en honor a los artesanos antiguos que ha llevado al Templo a una gran reconstrucción en donde podrá observar el contraste de su bronce antiguo y los retoques arquitectónicos hechos a mano por artesanos.

La historia estará presente en sus ocho estatuas y sus piedras talladas en formas de leones. Taiwán es definitivamente un país para sorprender y enamorar, es un punto en la tierra lleno de magia y esperando con ansias su visita.

[fbcomments]