Descubriendo Laos, paraíso natural y espiritual

Adéntrese en la misteriosa y mágica Laos, conozca sus bellos paisajes y sus enigmáticas llanuras o pase un atardecer en las cascadas de Bolovens empapándose de la impresionante cultura milenaria que rodea a este bello  país.

Laos es llamado “El Reino del millón de Elefantes” ya que desde hace unos años sus puertas fueron abiertas al ecoturismo. Es un país de ensueños tradicionalista y conservador con una riqueza natural de lo más exquisita donde se siente el Khene y se aprecia el budismo en la ciudad de Luang Prabang donde encontraran los restos arqueológicos de la llanura de los Jarros o la bella arquitectura al típico estilo colonial francés de Vientiane. Es un país sin salida al mar rodeado de Templos que encierran ciudad de antaño y delimitado por el Río Nutricio que alimenta las tierras de cultivos y a pescadores lugareños en pequeñas balsas. Sus montañas nos marcan sus fronteras con Tailandia, Vietnam, Birmania, China y Camboya en el extremo sur.

Una estrella en el continente asiático es llamada por muchos mochileros que se han animado a recorrerla siguiendo el Rio Mekong y escalando sus montañas de Annam. Es una tierra muy rica en cultura gracias al alejamiento de influencias extranjeras que permiten al turista vivenciar al cien por ciento sus tradiciones y estilos de vida hindú como también admirar la diversidad étnica del lugar.

“Luang Prabang” conocida como la antigua capital del país fue reconocida hace años por ser nombrada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Se encuentra a orillas del Rio Mekong y su tranquilidad y silencio pueden percibirse fácilmente al igual que su bella arquitectura. Aquí podrá caminar y recorrer a sus tiempos los treinta Templos entre los cuales se encuentra el más impresionante de ellos, el Templo Vat Xieng Thong, además de descubrir el porqué es famosa por ser la silueta de Phu Si.

Algunas de sus atracciones turísticas mas importantes son las cascadas de Kuang Si a unos kilómetros de la ciudad de Luang Prabang. Sus bellas aguas turquesas cayendo con fuerza y escuchando las copas de los arboles golpearse entre sí son una experiencia espiritual única. Muchos deciden viajar hasta ella realizando excursiones en bicicleta desde la ciudad de Luang Prabang.

En contraste con este bello y espiritual lugar, encontramos Vang Vieng. Gran parte de los turistas que viene aquí suelen participar del Tubing, bares donde pueden pasar sus horas tomando alcohol para luego pintar sus cuerpos con colores fluorescentes; pero dejando eso de lado Vang Viengnos ofrece una excursión de lo más hermosa, un recorrido dentro de sus cuevas tan antiguas como el origen de Laos y para los grandes aventureros el Rafting se hace presente en las aguas del río Nam Song

Actualmente la ciudad de Vientián, Capital de Laos, es catalogada como la ciudad más calma del mundo debido a sus Templos y a los lugareños que pasan sus días admirando sus atardeceres llevando vidas muy tranquilas y silenciosas realizando paseos a orillas del Rio Mekong. La ciudad es elegida por aquellos que desean adentrarse en estas tierras, bañarse de cultura y encontrar un equilibrio con ellos mismos.

Uno de los recorridos más bellos para sentirse a pleno con la naturaleza es en las cercanías a la frontera con Camboya en “Phan Don” o también nombrada las cuatro mil islas del Río Mekong. Una de las más destacadas es Don Det, una isla paradisíaca donde la mayoría de sus visitantes son mochileros que pasan sus días en bellas y peculiares cabañas.

Laos es un país con una gran diversidad de paisajes, desde montañas y densos bosques hasta selvas y miles de islas que rodean estas culturas de antaño. La ciudad espera ser descubierta cada año para contagiar a sus visitantes de su gran paz espiritual y tradiciones ancestrales.

[fbcomments]